La presencia de McCain en Colombia se consolida

La presencia de McCain en Colombia se consolida

oktober 19, 2023
McCain Foods llego a Colombia en el año 1996 con la compra de la fábrica de papas fritas Mekato, y cuatro años más tarde, en el año 2000, adquiere la planta de la empresa local Congelagro por USD 40 millones, haciéndose así de una moderna planta industrial capaz de suplir no solo al mercado local, sino también a los mercados regionales.

Un largo camino se ha recorrido desde entonces y para el 2022, según datos de supersociedades, las ventas de McCain Colombia ascendieron a más de USD 315 millones con utilidades superiores a los USD 12.500 millones.

El 80 % de las papas McCain que se venden en Colombia son cultivadas en cerca de 2.200 hectáreas de las cuales un 60 % son cultivos propios ubicados en la sabana cundiboyacense y el restante 40 % a través de contratos a futuros con los campesinos donde se pacta el precio de manera anticipada. La totalidad de la yuca que se consume y exporta es nacional.

Para los contratos a futuros con los campesinos colombianos se sigue utilizando la variedad Capira o R12, que fue con la que empezaron en el país. La empresa entrega la semilla de acuerdo con las hectáreas pactadas y su valor se descuenta del pago final.

En Colombia, aunque se cultiva papa en once departamentos, en tres de ellos se concentra el 85 % de su producción.

Cundinamarca es el primero con un 36 % sobre el total, seguido de Boyacá (27 %) y Nariño (22 %), departamentos donde McCain tiene negocios desde hace más de 25 años.

La mayoría de los productores de papa son pequeños, un 95 % siembran menos de 3 hectáreas, pero también existen grandes empresarios y cultivadores de papa como Jairo Calderón.

Del total de papa producida en el país, entre un 6 % y 8 % va dirigido a la industria de la papa congelada.