Planting potatoes

NEPG Pronostica disminución del cultivo de papa en un mínimo del 15%

El NEPG (Productores de Patatas de Europa Noroccidental, por sus siglas en inglés) estima que la cosecha total será de 27,9 millones de toneladas esta temporada si se cosechan todas las patatas que aún están bajo tierra.

La cosecha es más tardía de lo habitual con todos los riesgos involucrados y todavía quedan patatas sembradas en las desafiantes zonas húmedas del oeste de Bélgica y Gran Bretaña.

Esta cifra significa un 4,5% o 1 millón de toneladas más que la temporada pasada en los 5 países líderes en el cultivo de papa.

El NEPG estima que los productores del noroeste de la UE plantarán un 15% menos la próxima primavera.

Debido al Covid-19, la demanda mundial de productos procesados de papa disminuyó enormemente y la demanda real de materia prima de las fábricas es de aproximadamente un 85% en comparación con la temporada pasada, antes de la pandemia.

La bajada real de los precios de compra libre para el procesamiento de patatas está enfatizando esta tendencia.

Reducción del Volúmen de los Contratos

Los procesadores de papa de Europa y América del Norte tienen grandes existencias del producto listas en sus cámaras frigoríficas y necesitarán menos materia prima durante un período más largo.

Se espera que reduzcan sus contratos del próximo año en volumen con los productores y apenas tengan interés en las patatas gratis.

Debido al costo real de cultivar y almacenar papas, no se espera una reducción de los precios de los contratos. Durante los últimos 5 años, los productores de NEPG incrementaron su área de consumo de papa en un 7.7%.

El aumento en Francia fue de casi el 14% y Alemania del 10%, sin embargo, también los demás países aumentaron su superficie. Este aumento de área constituye un enorme contraste en comparación con el menor crecimiento de la demanda de materia prima por parte de las fábricas y la reducción debido a la situación de Covid-19.

Con la próxima segunda etapa de cierres en varios países, la NEPG no espera cambios para la próxima temporada. Además de esto, también el resultado de las discusiones sobre el Brexit podría influir sobre el mercado.

Temporada de transición

Debido a las nuevas regulaciones para el almacenamiento (prohibición del CIPC, introducción y uso de 'nuevos' productos de control de brotes), especialmente el almacenamiento a largo plazo de esta próxima temporada puede considerarse un desafío, un año de transición.

La disponibilidad de algunos nuevos materiales anti-germinación es menor de lo que necesitan los productores, y su uso es más caro y más difícil técnicamente (almacenes adaptados, equipos de gasificación,…) que con el CIPC.

El NEPG espera que menos productores opten por el almacenamiento extremadamente prolongado y se recomienda encarecidamente volver a calcular el costo-precio antes de firmar cualquier contrato.

Help